sábado, marzo 03, 2007

Mundo Laboral

Súbitamente, y como una especie de balde de agua helada, he aterrizado en el mundo laboral, con todo lo que ello implica.

Para algunos suena exagerado de mi parte todo este asunto del trabajo, pero para quien nunca ha tenido sobre sí el peso de un sueldo, de una responsabilidad mensual, de tener AFP y de tener imposiciones, de responder a una escala jerárquica y todo eso, es algo tan frío como levantarse a las 5 am a cerrar la ventana del living, y tan real como un accidente de tránsito.

Hasta ahora, mis dos días de trabajo han sido un poco paradójicos. Generalmente me desenvuelvo en forma canchera y bromista en los lugares donde trabajo y hago mis cosas, pero en este lugar me cuesta un poco más de la cuenta: será la seriedad, será el ambiente, será que REALMENTE ES MI TRABAJO, y que no es el mundo de los practicantes, o de quien estudia nada más, y que no le preocupa si el sueldo va a alcanzar para vivir un mes completamente.


Hoy tuve una especie de crisis en casa: mi madre y mi novia, al unísono, me preguntaban acerca de los certificados que debo llevar para Recursos Humanos, que cómo los iba a solicitar, que cuándo, y otra serie de dudas operativas. Yo iba un poco cansada en el auto, pensando en la inmortalidad del cangrejo, ya que había pensado largamente acerca de ese tema, para tener luego el contrato y la claridad de la oferta de sueldo y todo eso....
.....Pero mis dos mujeres estaban preocupadas: yo no mostraba signos de alteración, de voluntad para tomar acciones, o siquiera de haber pensado al respecto. Me sentí un poco pasada a llevar, no en forma intencionada, si no que desde la perspectiva de quien no considera que yo YA estoy nerviosa, y sé qué tengo que hacer y cuándo. Me sentí como si pensaran que soy tonta, o algo por el estilo, aunque sé bien que lo hacen por preocupación. Y porque quieren que tenga todo claro y listo lo más pronto posible, lo que es siempre loable.


El asunto es el siguiente: no estoy demostrando mis preocupaciones, trabajo sola, sin decir ni pizca de lo que pasa por mi cabeza. Y no proyecto una imagen muy "clever" que digamos, como lo veo yo. O al menos creo que no me veo muy activa...aunque corra, piense, haga de todo...no sé.


El trabajo me trae una serie de responsabilidades a la puerta, junto con un sueldo que no tengo claro aún cuánto será.
Sólo espero poder rendir en todo lo que quiero y lo que debo.....

1 comentario:

  1. Anónimo9:26 p. m.

    hola pilar... no te preguntes como llegue a tu blog pq ni yo lo se bien... fuimos compañeras de colegio... me he atrevido a "espiar" en tus escritos y ver un poco como va tu vida, q pena q tu abuelita ya no este fisicamente contigo y me alegro mucho, mucho q te hayas titulado. ojala q de aqui en adelante tu vida sea como la fuiste soñando durante estos años mezclada con un poco de las infaltables sorpesas que nos marcan y hacen crecer... gracias por tu amistad en aquellos años en los frios patios de basica..... carolina.

    ResponderEliminar